Alejandro Rivero, (@alejandrorivero6465) es un joven que vende chicha en las calles de Barquisimeto con la intención principal de alcanzar su sueño de jugar pelota.




El beisbolista de 18 años tiene una oferta única de jugar en una liga de Portugal, pero la falta de recursos lo han disciplinado ha buscar a como de lugar lo que se ha propuesto, así que en días pasados mientras laboraba en la calle 42, se enteró que la ministra de Interior, Justicia y Paz Carmen Meléndez estaba en la ciudad, tomó su bicicleta repleta de Chicha y pedaleando partió a toda velocidad desde este punto hasta el peaje de El Cardenalito donde se encontraba la ex gobernadora de Lara con la intención de pedir su ayuda.

Refirió que no le daban las piernas pero se dijo “es ahora o nunca”. Y efectivamente con cartas en mano (las cuales cargaba con el) logró su cometido: hablar con las autoridades.

Tal acción desencadenó el tener una cita especial en la ciudad de Caracas este martes en las oficinas de el SAIME para la entrega inmediata de su pasaporte.

Al mismo tiempo, luego de un contacto por Instagram, el grandesligas Ronald Acuña le dijo: “Tranquilo, yo le compro el boleto. En lo que te pueda ayudar, yo te ayudo, que sea lo que Dios quiera, que logres cumplir tus sueños”

Seis jugadores de todo el país fueron seleccionados a través de una agencia de béisbol para formar parte de equipos europeos, con jugadores escogidos de todo el mundo y Rivero es uno de ellos.